viernes, 7 de diciembre de 2012

Google Nexus 10 vs. iPad (el que sea)

La culpa de esta entrada la tiene un compañero de trabajo, que me dijo que “si quieres conocer una tableta de verdad, cómprate un Nexus 10 y no la morralla esa del iPad” (Él no dijo morralla, dijo otra cosa). Y dicho y hecho: fui y la compré. Como lo hice un viernes, hasta el martes siguiente no la tuve en mis manos, y a fecha de hoy llevo unas dos semanas usándola en sustitución a la morralla del iPad

Lo cierto es que no es un mal trasto, pero mis sentimientos están un poco encontrados. Os cuento.

La pantalla se ve increíblemente bien. Si piensas que tras un iPhone o un iPad no podías encontrar un dispositivo con mejor calidad de pantalla, estabas equivocado.

Y cuando digo que se ve bien es que lo hace. Tras estar un rato trasteando con la Nexus y volver al iPad, en seguidas se nota que las cosas se ven como turbias y que falta nitidez.

No nos confundamos: el iPad se ve cojonudamente bien, pero la Nexus 10 todavía lo hace mejor. Por ejemplo, el programa de correo electrónico de la propia Google presenta el texto de los mensajes con una fuente diminuta, y en la Nexus se ve perfectamente.

Otra de las cosas que me encantan de Android (y aquí añadimos cualquier otro dispositivo que lleve ese sistema operativo) es el botón global de atrás, cosa que encuentro más que útil y que cuando vuelvo a iOS echo en falta.

Y pare usted de contar. A partir de ahí todo son pegas. Bueno, pegas no, más bien carencias en la experiencia de usuario, vista y comparada con iOS.

Le pese a quien le pese, y considerad que no soy precisamente un fanboy, iOS gana por goleada, y el iPad por doble gol a cualquier tableta Android aunque lleve la versión 4.2 y sea la crem de la crem.

Una de las cosas que más me molesta del androide son los enganches en los desplazamientos y otras zarandajas similares. Y no terminan de arreglarlo, no después de una espuerta de versiones y cambios. Todavía sigue habiendo atascos y autismos varios incluso en una tableta de última generación como es esta Nexus 10, pese a tener 2 GB de RAM y un procesador de ultimísima generación. Casi diría que un iPad 1 gana por goleada en este aspecto.

La pantalla es demasiado ancha y estrecha, y si bien un PDF de revista se ajusta bien en apaisado (mejor que en el iPad), todo lo demás deja mucho que desear. 

Desee programas que no le llegan ni a la suela de los zapatos de sus equivalentes en iOS (léase Mantano vs. GoodReader, CoolReader vs. iBooks, etc.), hasta programas que, siendo iguales, tienen un desempeño muy inferior. El ejemplo típico es Angry Birds Star Wars. Me lo he pasado completo en ambas plataformas, y en Android (y en el Nexus 10, que es lo último de lo último) a veces se engancha, mientras que incluso en el iPad 1 corre más que decentemente.

Supongo que tras varios años con tabletas androide ya debería haber aplicaciones suficientes, pero lo cierto es que no es así, y esto es algo que desmejora mucho a la plataforma. 

La verdad es que un teléfono Android le da cien mil patadas en todo a un teléfono con iOS, pero un iPad es lo mejor que hay a fecha de hoy como tableta, algo que ni Google (y todos sus adláteres) ni creo que Microsoft (al menos de momento) han conseguido.

Respecto a la Nexus 10, y ya para terminar, me gustaría comentar que mi Note II funciona incluso más suelto y fluido y que el tamaño de su pantalla es perfecto para aplicaciones como ReadLater o cualquiera sindicación RSS.