lunes, 3 de junio de 2013

Éramos pocos y parió la abuela (de Surface PRO hablamos)

Pues resulta que no acabo yo de hacerme a esto de la tableta RT (más que nada por lo lentorra que va y por la poca definición de la pantalla) cuando llega la PRO, que es lo que la RT hubiera querido ser y no fue.
Bueno, casi. Pongamos que ya nos gustaría que a la PRO le durara la batería lo que a la RT o al, por qué no, iPad.
Pero resulta que la PRO es un ordenador completo con todas sus cosas, y encima uno de gama alta. Ya quisieran muchos portátiles tener el rendimiento y potencia de la PRO. En un quilo de peso. Con cinco horas de duración de batería.
Sí, ya sé, hay por ahí portátiles con ese rendimiento e incluso superior. Obviando los MAC, algunos de Sony y de Lenovo, pero también cuestan un cojón de mico, no tienen la pantalla táctil ni la misma resolución. O si la tienen da igual: cuestan un porrón de dinero.
***
Hasta aquí el engurrio se puede sostener y uno se puede mantener en un estado casto cual virgencita hipotética. 
RFOG, tienes una RT, tienes varios equipos que ejecutan sin problemas Windows 8, incluso dentro de tus MAC, virtualizados. 
De hecho la máquina virtual que corre dentro de tu iMAC bajo un SSD funciona tan rápida como si estuviera fuera, y hasta el Hyper-V te funciona, por lo que puedes desarrollar sin problemas para Windows Phone.
Y lo has hecho. Tienes un artículo de relativa pronta aparición en DotNetManía junto a dos aplicaciones en la tienda, creadas desde cero con esta máquina virtual. Si la pones a pantalla completa usando tus dos monitores ni te enteras de que estás bajo OS X.
***
Decíamos que podemos mantener a un nivel tolerable eso de que “¡¡Yo quiero una, mamá!!”. 
Pero resulta que hace un rato me entero de que mañana 3 de junio es el día sin IVA de MediaMarkt. Es decir, cada producto que compres allí te sale un 21% más barato.
Hay que joderse a base de bien…
Surface PRO 128 GB, 979 euros.
Teclado-Funda con teclas, 130 euros (menos un céntimo).
Total: 1109 euros.
Más que el sueldo mensual de mucha gente. 
Peeeeeeeeeero,
Si a eso le quitamos el IVA, se nos quedan unos 876 euros, 773 sin teclado 916 euros, 809 sin teclado (Corrección de últma hora, que multipliqué en lugar de dividir. Aun así, es canela fina).
***
¿A que es algo irresistible? Pues eso mismo digo, yo, joder.
Piqué como un tonto.
Ya os contaré.
En fins.